El sector TIC acoge a un 56% de mujeres menores de 40 años frente a un 56% del total del mercado laboral andaluz

⇒ Por miedo a perder rentabilidad y por desconfianza hacía la capacidad de la mujer-madre en reintegrar en su puesto, la maternidad sigue siendo una fuente de discriminación laboral. Los problemas derivados de la conciliación familiar y laboral, suelen recaer en las mujeres, afectando su progresión profesional.

⇒ La conciliación se ve afectada por: prejuicios y estereotipos en torno a la crianza, falta de apoyo político a las empresas para tomar medidas o minimizar su impacto, y la brecha salarial de género que influye directamente en las decisiones sobre corresponsabilidad.